Coronavirus, castigo de Dios por aborto, homosexualidad y eutanasia: Obispo de Cuernavaca

8

“La pandemia de Covid-19 es un grito de Dios a la humanidad ante el desorden social, el aborto, la violencia, la corrupción, la eutanasia y la homosexualidad”, sostuvo Ramón Castro Castro, obispo de la Diócesis de Cuernavaca, durante la última homilía con población ante la Jornada Nacional de Sana Distancia que se han iniciado en México como forma preventiva en la emergencia sanitaria por el nuevo coronavirus.

Desde la Catedral de Cuernavaca, el jerarca convocó a los feligreses a reflexionar sobre las barreras que ha roto el virus Covid-19, “mostrando la vulnerabilidad sin importa el color, ni clase social”.

“Fíjense que interesante negros y blancos, ateos y con fe, pobres y ricos todos estamos igualitos, se está deteniendo a la humanidad, queramos o no queramos, tengas dinero o no tengas dinero. Es interesante como un microscópico virus viene a decirle a la humanidad: ‘¡Hey! Eres frágil, eres vulnerable, ni tu dinero ni tu poder ni tu éxito te van a ayudar, ¡date cuenta quién eres! No juegues a ser Dios’”, dijo.

El Obispo de Cuernavaca continuó “la humanidad ha querido jugar a ser Dios y a determinar quién vive. Fíjense en 2019, 50 millones de abortos en el mundo y el ser humano a gusto y proclamando su pseudolibertad, esos son hijos de Dios y los hemos asesinado y el ser humano como si nada”.

Y agregó: “La corrupción, la violencia, los robos y nos vamos acostumbrado a esto. La eutanasia: ya me cansé de sufrir que me mate o los niños que están muy graves los papás en Holanda y Bélgica pueden decidir que los maten. Que se esperen los niños a ver qué género quieren ser, que un niño decida que quiere ser niña y una niña decida que quiere ser niño. ¡Ah, caray! Seguramente Dios dice: ‘¿A ver hijos a dónde van? ¡Momentito, momentito se están yendo a un abismo’. Nos quiere y nos ama pero nos está diciendo cuidado hijos”.

Castro Castro alertó sobre la crisis económica que vendrá. “La situación económica será terrible, se nos viene una crisis, se nos van a multiplicar necesidades. No olvidemos a los pobres, hay que ser solidarios, se nos va a venir una situación gravísima, 50 por ciento de nuestra población vive al día”.

Finalmente, el obispo de Cuernavaca pidió a los le feligreses a orar por los enfermos, pero también los exhortó a seguir la transmisión de las ceremonias religiosas a través de sus redes sociales, debido a que se suspenderán las misas con la participación del pueblo hasta que pase la fase crítica del coronavirus Covid-19.

Comunidad LGBTTTI pide frenar mensajes de odio

Integrantes de la comunidad LGBTTTI lamentaron las declaraciones del obispo Ramón Castro Castro y consideraron que se trata de un mensaje discriminatorio y de odio.

“Con ese mensaje incita a la discriminación y a la violencia hacia las personas LGBTTTI y hacia las compañeras feministas. Es lamentable que los jerarcas religiosos se aprovechen de la situación actual del país y del estado de Morelos, para diseminar y promover discursos de odio contra ciertos grupos de la sociedad”, expresó Israel Dirzo, activista y vocero de la comunidad LGBTTTI, durante un pronunciamiento realizado en la Ofrenda de Víctimas situada en Palacio de Gobierno -sede oficial del Poder Ejecutivo-.

Consideró que el discurso de odio constituye una amenaza para los valores democráticos, la estabilidad social y la paz. “Hacer frente al discurso de odio no significa limitar la libertad de expresión ni prohibir su ejercicio, sino impedir que este tipo de discurso se convierta en algo más peligroso como la incitación a la discriminación, la hostilidad, la violencia, incluso crímenes por homo, lesbo, bi, transfobia”.

Destacó que en estos momentos de crisis donde se requiere “reflexión y de unidad”, declaraciones como las que hizo el obispo de Cuernavaca, Ramón Castro Castro, “solo abonan a la desinformación, al pánico colectivo, a la psicosis social y a generar un ambiente de incertidumbre y violencia”.

Por ello, lanzó un llamado dirigido al jerarca de la Iglesia Católica:
“Exhortamos al obispo Ramón Castro Castro a no usar el púlpito para incitar al odio, a la violencia, es lamentable que estos momentos que nos enfrentamos a una contingencia mundial, en lugar de llamar a la unidad y a la solidaridad desde el púlpito, líderes religiosos lo usen para crear un ambiente de violencia”.

Además, pidió al Gobierno de Morelos que haga lo mismo, se dirija a Castro Castro para frenar ese tipo de declaraciones que socavan la cohesión social y los derechos humanos de las personas.

Anunció que iniciarán un proceso legal contra el obispo de Cuernavaca. “Como diversidad sexual vamos a interponer las quejas necesarias antes las instancias correspondientes por las declaraciones del obispo Ramón Casto Castro”.

Deja un Comentario