Habrá cárcel por bloquear celulares; la pena de prisión va de 12 a 15 años

8

Quien use un dispositivo para bloquear señales de telefonía, radiocomunicación, GPS o transmisión de datos o imagen podrá pasar de 12 a 15 años de prisión.

Con las modificaciones que el Congreso de la Unión aprobó en días pasados al artículo 190 Bis de la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión, y al artículo 168 del Código Penal Federal, quedó penada la fabricación, compra-venta, instalación, portación o uso de los llamados jammers.

De hecho, sólo los penales podrán utilizar estos aparados para inhibir las llamadas de extorsión a la población que realizan los reos.

Estas reformas responden a que el delito de robo a autotransporte se ve facilitado por el uso de bloqueadores de señales, los cuales neutralizan el dispositivo GPS de las unidades y dificultan su localización.

La Cámara Nacional del Autotransporte de Carga reporta que en 75% de los casos de robo a sus asociados se utilizaron bloqueadores de señales de comunicación.

Estos equipos, que pueden comprarse por alrededor de mil pesos, también son usados para desactivar alarmas de autos y casas, y ser fácilmente robados.

PROHIBEN LOS BLOQUEADORES

Como un elemento adicional a la estrategia para combatir el robo a camiones de carga, a través de modificaciones legales al Artículo 190 Bis de la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión, y al 168 del Código Penal Federal, aprobadas por el Congreso, quedó prohibida la fabricación, compra-venta, instalación, portación o uso de bloqueadores de señal de telefonía, radiocomunicación, GPS o transmisión de datos o imagen.

El nuevo mandato legal establece penas de 12 a 15 años de prisión a quienes fabriquen, comercialicen, instalen, porten o usen bloqueadores de señal, aunque las modificaciones exentaron a los penales, que serán los únicos en donde se podrán instalar y utilizar los también llamados jammers, para inhibir las llamadas de extorsión.

Según la exposición de motivos, lo anterior responde a que el delito de robo a autotransporte se ve facilitado por el uso de bloqueadores de señales, los cuales neutralizan el dispositivo GPS.

Se explica que, cuando el bloqueador es activado, se cortan inmediatamente las conexiones entre dispositivos GPS y los satélites.

USOS EN LOS CRÍMENES

De acuerdo con la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar), uno de los principales instrumentos que ya se ha convertido en un arma de los delincuentes es lo que se conoce como el jammer, que es un instrumento que inhibe las señales de GPS, con lo que se deja de posicionar el camión.

Según la Canacar, con datos de la Asociación Nacional de Empresas de Rastreo y Protección Vehicular (ANERPV), entre los asociados de esa organización se reportó que en 75 por ciento de los casos de robo se utilizaron los bloqueadores de señales de comunicación.

Tal prohibición se sumará a los cambios legales por los que el robo a los medios de transporte de carga, ya sea camión o ferrocarril, quedó clasificado como delito grave, con prisión preventiva, así como a las estrategias de coordinación entre las fuerzas de seguridad federales, estatales y municipales y por lo que, según la Canacar y la Dirección General del Autotransporte Federal de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), al cierre del 2019 ya se observa una desaceleración del número de ataques de la delincuencia organizada al transporte de carga.

Deja un Comentario