Hasta 15 toneladas diarias retira el personal del departamento de limpieza pública del ayuntamiento de Matamoros de lo que fue el campamento de migrantes que hoy debe quedar desalojado.

Abundan ropa, juguetes, lonas, tarimas y estructuras de casas de campaña que están siendo llevadas al relleno sanitario.

Héctor Hugo Gutierrez, director de limpieza pública aseguró que los trabajos en ese lugar aún seguirán durante dos semanas más pues es demasiada la basura que dejaron quienes habitaron ene el sitio, esto dado a que solo pueden cruzar al lado americano con pocas pertenencias.

Aseguró que las cuadrillas que trabajan en el sitio se abocan en desarmar las casas que se construyeron por parte de los indocumentados y retirar los pisos para poder rehabilitar el parque que se construyó en el lugar desde hace casi tres años.

Añadió que los trabajos que se realizan en el campamento no obstruyen los servicios de recolección de basura en el resto de la ciudad luee explicó que la dependencia a su cargo cuenta con suficiente personal para atender al municipio y al campamento.

Deja un Comentario